Etiqueta en el avión


Pasajeros de avión.
Ahora todos viajamos en avión.

En estos tiempos de tantos compromisos, agendas llenisimas y metas por cumplir, no nos queda más opción que trasladarnos de un destino a otro en avión. Resulta impensable tomar el riesgo de perder horas y horas en el auto u otros medios de transporte para trasladarnos aquí en el país. Y si los compromisos son en Estados Unidos o Europa ¡nuestra primera parada es en el aeropuerto más cercano! Punto.


Pero ya con boleto en mano para abordar el avión que nos llevará a nuestra siguiente aventura, tenemos que ser muy cuidadosos con los protocolos y etiqueta que debemos observar a lo largo de todo el viaje. Desde que estás en la sala de espera hasta que llegas a tu destino y abordas un taxi. 


Pasajeros bien vestidos.
Todos deben vestir de un modo adecuado.

Vestuario

Antes de hablar del viaje en sí, hablemos un poco sobre el vestuario que debes usar para viajar en avión y, sobre todo, lo que debería estar estrictamente prohibido ponerse.


Si es un viaje de negocios, un saco sport sobre una camisa bien planchada y sin corbata, es una buena opción para los hombres. En el caso de las mujeres, un blazer de buena tela que no se arrugue combinado con una falda o pantalón cómodos será lo mejor. 

Por otro lado, si es un viaje de placer, los hombres pueden llevar una camisa de un estampado discreto o una playera polo en tonos clásicos sobre un pantalón informal o unos jeans oscuros. Mientras que las mujeres pueden ser más creativas y llevar estampados coloridos en vestidos, blusas o conjuntos cómodos pero de buena calidad.


Ahora bien, aunque el motivo del viaje sea por trabajo o de vacaciones, hay dos extremos en los que jamás debes caer. En primer lugar, subirse al avión vestido de gala como si fueras a una boda en Catedral, con traje oscuro y corbata de seda en el caso de los hombres y las mujeres con vestidos súper formales o de noche con peinados elaborados y muy enjoyadas (como tu tía árabe que se la pasa en el Palestino-Libanés), no solamente es de muy mal gusto sino que te hace parecer ranchero y fuera de lugar.


Por otro lado, es todavía peor treparte al avión vistiendo playeras de algodón con estampados ridículos, bermudas y sandalias como si fueras a saltar a la alberca desde la puerta de la aeronave. Descartadísimas también las pijamas, por piedad. “Es que CDMX-Madrid es un viaje muy largo y necesito estar cómodo” dicen aquellos que terminan enroscados en sus asientos usando pantalón de franela, una playera amarilla con Homero Simpson y la frase “Put Food in Me” estampados en el pecho y pantuflas en los pies. Este tipo de vestimenta debería estar prohibido por la ley. 


Líneas de seguridad en aeropuerto.
Observa cuidadosamente los protocolos de seguridad.

Seguridad

Un detalle importante y que debes dominar a la perfección al viajar en avión es la seguridad. Puedes encontrar en internet listas de artículos que está prohibido llevar tanto en tu equipaje de mano como en las maletas que vas a documentar. Tienes que consultar esas listas incluso antes de hacer tu equipaje, de este modo no harás el ridículo en la fila de revisión cuando el personal te obligue a tirar a la basura la navaja suiza que el abuelo usó en la Guerra de Vietnam y que te regaló antes de morir. Además ¿para qué rayos llevas un arma blanca a Venecia?


Azafata ofrece una copa.
Cuida lo que consumes en los aviones.

Alimentos

En viajes cortos, como cuando vas a Ciudad de México a una comida y regresas por la tarde, te cobran cada cacahuate que te ofrece la azafata. Por eso, ciertas aerolíneas permiten que lleves algunos munchies en tu equipaje de mano. Y aunque esto puede ser buena idea, es muy importante tener en cuenta que el avión es un lugar cerrado y los olores son un tema importante. Nada de tortas de huevo con chorizo ni cubitos de queso añejo. ¿Qué culpa tienen los demás pasajeros de tu hambre voraz y tus gustos particulares? Es mejor que consumas alimentos sanos y de fácil digestión porque tampoco será buena idea sufrir de vómitos violentos o diarreas explosivas a 10 mil metros de altura.


Niño llorando en el avión.
Un niño puede convertir un viaje en un infierno.

Niños odiosos

Olvidados en los libros de Historia han quedado aquellos niños obedientes que mostraban comportamiento ejemplar en público y en privado y que eran controlados con sólo una mirada severa de papá o mamá. Ahora, o sufren de Trastorno por Déficit de Atención, o sus padres los etiquetan como “Niños Índigo” y les permiten hacer lo que les dé la gana. Es por eso que algunos viajes en avión se pueden convertir en verdaderos infiernos entre las nubes y hay que saber qué hacer en esos casos. Si tu eres quien lleva niños en el avión, debes tener a la mano películas y programación adecuada para ellos en tu tablet para mantener el control en todo momento. Por otro lado, si eres pasajero y son ajenos los niños que corren sin cesar por los pasillos, patean tu asiento como si de eso dependiera su vida, y se la pasan gritando hasta quedarse completamente afónicos, recuerda que debes dirigirte a sus padres para pedir que los controlen y, en casos más extremos, hablar con el sobrecargo. Jamás te pongas a negociar con las criaturas.


Pasajeros desembarcando.
Nada de salir en estampida del avión.

Desembarque

No hay nada más desesperante e inútil que saltar del asiento como si este estuviera en llamas, en el instante en que el avión se detiene frente al túnel de acceso para pasajeros. En primer lugar, esta acción no hará que el piloto apague los motores más rápido ni que los auxiliares de vuelo abran la puerta. Hay una lista enorme de protocolos que todo el personal debe cumplir antes de que se permita a alguien abandonar la aeronave. Si crees que te van a dar un cheque de mil dólares por ser el primero en bajarse del avión, permíteme decirte que estás equivocado. Lo mejor, y más civilizado, es que las personas se levanten y salgan según el orden de las filas. Aprovecha el tiempo de espera para encender tu celular, revisar que llevas todas tus pertenencias y retocar un poco tu imagen personal. No vas a querer lucir como el demonio de Tasmania al aparecer en el aeropuerto de tu destino.


Si sigues esta pequeña lista de protocolos y etiqueta para viajar en avión, tendrás traslados más placenteros y lucirás como todo un viajante cosmopolita.


Sígueme en Instagram: @felixrivera333

1,085 vistas

Entradas Recientes

Ver todo